¿Qué es un flemón? ¿Y una fístula?

Sonrisa espectacular

¿Qué es un flemón? ¿Y una fístula?

Es bastante corriente cuando se tiene una infección en un diente, que el paciente nos diga que de vez en cuando se le inflama la encía o que le sale como un granito. Ante estas consultas, explicamos en este post la diferencia entre fístula y flemón.

Cuando tenemos una infección dental, las bacterias se acumulan dentro del diente, que es una cámara sellada por la parte de arriba, pero que a través del final de la raíz presenta un orificio a través del cual se conecta con el hueso, así como con sus arterias y nervios. Cuando las bacterias salen del diente, lo hacen a través de esta zona y se acumulan en el hueso que rodea la raíz.

Las bacterias se acumulan, se siguen reproduciendo y a partir de este momento, pueden suceder dos cosas:

  • Aparición de fístula. Cuando la infección del diente encuentra un trayecto para salir al exterior el paciente notará ese típico granito que se hace en la encía próxima al diente que presenta la infección y que se conoce como fístula. En estos casos, como no se produce presión a nivel del hueso, el paciente no suele notar dolor, ya que la infección, al encontrar una vía de salida, no activa las terminaciones nerviosas de la zona y el paciente suele estar asintomático.
  • Aparición de flemón. En el caso en el que la infección dental no presente un trayecto de salida y las bacterias se acumulen alrededor de la raíz, se produce una presión en toda la zona que irrita las terminaciones nerviosas del hueso. En estos casos el paciente presenta dolor y, además, se le inflama la zona de la encía e incluso la cara, apareciendo lo que llamamos flemón.
flemon

El flemón puede provocar hinchazón de encía y cara, produciendo dolor en el paciente. Fuente foto: www.dolordemuelas.org

En ambos casos hay que valorar la extensión de la infección dental y actuar en consecuencia, ya que los procedimientos terapéuticos serán diferentes dependiendo de múltiples factores que tenemos que valorar, como por ejemplo, si el diente presenta caries o tratamientos del nervio previos; si presenta una infección reversible o irreversible, valoración de la cantidad de hueso perdida, etc.

Lo que sí es muy importante es que el paciente acuda al dentista en cuanto empiece a notar los síntomas de aparición de fístula o flemón sin recurrir a la automedicación, ya que en algunas ocasiones el paciente empieza a tomar antibióticos antes de acudir a la consulta, enmascarando los signos de infección, lo cual nos dificulta el diagnóstico de la misma.

¿Nos dejas un comentario?

©2018 Clínica Peydro | http://www.clinicapeydro.es